23 nov. 2012

Colaboración LXVI

Me pasó esto yendo en un taxi rumbo a mi trabajo, a ver si te sirve:

Taxista ( unos 38) Yo en realidad soy cocinero y me voy a ir al sur y me voy a abrir una rotisería
Yo o sea Sandy ( 44) : aha.
Taxista: Entonces usté me llama y me dice "traeme unas gambas al ajillo" y yo se las llevo. Me salen buenísimas: agarro las patas del pollo y las pico en cuadraditos, después...blabla...
Yo o sea Sandy: aaahhh...

Sandy piensa: (Me da pena desilusionarlo y decirle que en su vida preparó gambas al ajillo, porque las gambas son  de mar y no las patas del pollo)

Yo o sea Yo pienso (Capaz que no le gustan los frutos de mar (?), por otro lado, como me gustaba el Sandy a mi!)

Besitos,
Sandy

Gracias Sandy!

3 comentarios:

Vale dijo...

Jajaja! Yo de cocina cero, así que capaz me hubiera convencido.

¡A mí también me gustaba el Sandy!
Hace dos horitas hablaba del Sandy en mi blog. Si esto no es una señal del cosmos (?!) no sé qué es.

Estela dijo...

Yo soy otra que adoraba el Sandy! por que desapareció de las góndolas? Me encantaba!
De hecho, tuve un gatito que tuvo como nombre Sandy, y estaba inspirado en el postrecito.
beso

Gustavo dijo...

Vale, si no es una señal de comsos, debe ser una señal de Oh La La!

Estela, Que vuelva el Sandy!!!!!