13 abr. 2010

En el tren XCII

Señora informadora (40)- A ver, permiso, cuidado que baja una embarazada.
Señora metida (67)- ¿Vos está embarazada, nena?
"Nena" (27)- ¡No señora!, es la que baja
Señora metida - Ahhh, si, ya me parecía que la panza no era de embarazada.

(Señora, no aclare que oscurese)

9 comentarios:

hormiga dijo...

jajajajaja =)
Volvía de una viaje en el que, por uno meses, había alterado mi dieta. Mucha Guinness y papa, me inflaron como un globo aerostático.
El punto es que, durante los primeros meses de vuelta a baires, los caballeros porteños me vivían dejando el asiento "por mi embarazo". Y yo, me sentaba, claro. Sin ofenderme y haciendo uso de mis celulas liposas. Total, viviendo en buenos aires y con el culto a la lechuga, sin ahcer dieta para adelgazar, uno adelgaza.

Alma de Loca dijo...

JAJJAJJA, qué hija de putaaaa, la viejaaaa... yo la mato XD

Los amigos del duende dijo...

Jejejejejejeje... vieja culiada!!!!

Stella dijo...

aaaaaajajajajajjajaa me mueero!
Que vieja turra!!!

Gustavo dijo...

Hormiga, a mi no me dan el asiento, a vos te parece?

Alma, pero yerba mala nunca muere

LADD, no creo que nadie se anime

Stella, por qué? si era verdad, no era panza de embarazada :P

Marcelo Cafferata dijo...

Me hicieron reir mucho! la señora, la nena, vos mandando el post, y todos los comentarios!

Gustavo dijo...

La RISA ES SALUD!

Ra dijo...

vieja conchuda, seguro que nadie le dio el asiento!

Gustavo dijo...

Ra pero se estaba bajando ya